Banner, Junta

Pornografía ¿cuándo pasa de distracción a adicción?

Una de las actividades con crecimiento exponencial alrededor del mundo es la pornografía y su uso comienza cada día a menor edad. Resulta sin embargo complicado establecer una relación entre el uso de pornografía y la adicción, en especial en los más jóvenes.

Siempre que el ver vídeos pornográficos se use como una distracción o un preámbulo amoroso no debería ser perjudicial. La pornografía gratuita es de muy fácil acceso en la web, en páginas como los videos porno más vistos o videos de milf, si tu preferencia se enfoca en mujeres no tan jóvenes, que ya pasaron de los 40.

En la actualidad es difícil encontrar personas que nunca hayan visto porno, actividad a la que acceden los niños cada día a más temprana edad, por la facilidad de acceder a estos vídeos.

DEBATES EN TORNO A LA PORNOGRAFÍA

Una estudio reciente, liderado por un psicólogo clínico y elaborado entre menores de 25 años, apreciaron en su investigación cierta relación entre el uso de material explícito y la conducta sexual más osada. Hipótesis no determinante, ya que factores como la personalidad y actitud hacia el sexo resultaron elementos más concluyentes.

Otras investigaciones apuntan hacia los riesgos de la pornografía, ya que puede crear modelos mentales y no llegar a verlo como una distracción, lo que podría crear confusiones, en particular en los usuarios de menor edad.

Este es el grupo más vulnerable, en el que resulta fácil crear adicciones y falsas expectativas en relación con la actividad sexual, muchas veces antes de tener su primer encuentro, prácticas que luego resultan difíciles de erradicar.

No obstante, la pornografía, en sí no debe ser considerada nociva, puede resultar como una fuente más de erotismo y hasta terapéutica. Lo vital es que no se torne en un hábito, que pueda influir de manera negativa en la vida sexual, familiar y laboral.

En pareja se puede convertir en una actividad gratificante, que permita explorar la sexualidad. Más allá de la pornografía explicita, el llamado porno suave, con una dosis de sensualidad pudiera ser una opción estimulante, para disfrutar en pareja.

¿ADICTO A LA PORNOGRAFÍA?

Es fundamental lograr establecer cuál es el límite entre la pornografía como una distracción, algo ligero y relajante o una adicción, que como cualquier otra requiere de ayuda especializada para curarse. El problema esencial estriba en que como sucede con la mayoría de las adiciones el consumo produce placer. En el caso de la pornografía, viaja a través de imágenes que se conectan al cerebro liberando dopamina, principal sustancia del deseo y el placer,

Al igual que en alcohol o las drogas, cada día se necesita de mayor consumo para lograr satisfacción, lo que puede conducir en los casos más graves a un deterioro que impida alcanzar el disfrute de una vida sexual plena y saludable.

Existen ciertos indicadores que permiten mostrar si es probable que seas adicto: Dejas a un lado cualquier otra ocupación, incluidas las laborales para dedicar tiempo al consumo de vídeos porno y la vergüenza te lleva a ocultar y negar esta actividad.

Al ser la necesidad cada día mayor, ya no es suficiente con los vídeos a los que puedes acceder de manera gratuita y gastas dinero en chats o páginas web pagas.

Es porno se convierte en el aliado al que siempre recurro si estas triste, aburrido, o alegre y cada día ocupas más tiempo viendo este tipo de material. La pregunta clave que debe hacerse es: ¿puedo dejar de hacerlo? ¿puedo parar? Lo que respondas será el mejor indicador.

Sin embargo, ver vídeos pornográficos no significa que eres adicto, o que tienes un problema de índole sexual que te llevará a una adicción. Puede ser una práctica sana, que en pareja ayuda a desinhibirse, aumentando su nivel de excitación.

Puede ser un estímulo a la creatividad, para evitar la monotonía en la relación, además de cumplir fantasías sexuales, con una guía para nuevas posiciones sexuales, Logra ser algo educativo desde el momento en que nos relacionamos desde una perspectiva abierta y consciente. El mayor problema estriba en los niños a los que se les puede formar una visión de la actividad sexual como el uso en todo momento de posiciones extremas y de estereotipos relacionado con hombres superdotados y mujeres espectaculares y siempre multiorgásmicas en una actividad sin estímulos o juegos preliminares.

En este caso la solución más sencilla puede ser limitar el uso de internet y colocar filtros anti porno, así como colocar el ordenador a la vista de todos, lo que dificulta su uso para acceder a páginas no permitidas.

En adultos, ver vídeos porno, sobre todo hoy día que el acceso es gratuito en muchas páginas, puede ser una actividad que algunos disfrutan y su uso ocasional lo convierte en una buena distracción.

Sin comentarios

Escribir un comentario

xerintel
Gestoria Cadiz

Encuesta

¿Existe islamofobia en Jerez?

Cargando ... Cargando ...

Hemeroteca

abril 2020
L M X J V S D
« mar   may »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930  

Síguenos en Twitter | @reporterosjerez

Twitter Authentication data is incomplete

Videos

Unable to get Youtube feed. Did you supply the correct feed information?

Síguenos en Facebook

En el corazón del Xerez CD

Noticias, Fotos, Vídeos. Completa información al alcance de todos los xerecistas.

Xerez CD

La cantera también juega

Crónicas, resultados, fotos. Participa. Sé protagonista.

Xerez CD

Agenda

Agenda
Banner, Junta

Barrio a Barrio

Servicios